Las várices durante el embarazo

Varices en el embarazo
Las várices o venas varicosas son venas dilatadas que se hacen visibles justo debajo de la superficie de la piel. Se ven hinchadas y son de un color azul o verdoso profundo. Aunque por lo general aparecen en las piernas, también pueden ocurrir en el ano y en la región de la vulva.
 

¿Por qué ocurren las varices durante el embarazo?

  • El aumento en el peso del útero ejerce presión sobre las venas de la pelvis.
  • El aumento de los niveles de progesterona en la sangre causa que las paredes de tus vasos sanguíneos se relajen, disminuyendo la circulación.
  • Hay un aumento del volumen de sangre en tu cuerpo que puede causar que las paredes y las válvulas en las venas se estiren.
  • Este estiramiento de las paredes de las venas y las válvulas puede causar que la sangre se estanque en las extremidades inferiores.
 
¿Qué factores pueden provocar las várices del embarazo?
Estarás en mayor riesgo de várices si tu madre sufrió de ellas, ya que es una afección que tiende a ser hereditaria. El exceso de peso, embarazos múltiples o permanecer de pie durante mucho tiempo también puede dar origen a las venas varicosas.
 
¿Cómo puedo prevenir o aliviar las varices durante el embarazo?
Consérvate activa durante todo el tiempo que puedas. Hacer ejercicio durante el embarazo regularmente puede ayudarte a aliviar las varices. Te recomendamos dar un breve pero enérgico paseo a pie cada día para mantener tu circulación. Trata de no permanecer de pie por largos períodos de tiempo. Cuando te sientes, evita cruzar las piernas. Eleva las piernas por encima del nivel de los glúteos tanto como sea posible durante el día. Conserva tu peso bajo control. No sólo vas a recuperar tu figura más rápidamente; también será menos probable que necesites una operación en las várices. Compra mallas o medias elásticas y úsalas, especialmente si viajas en avión. Estas te ayudarán a regular el flujo de sangre en las piernas.
 
Si tengo várices durante el embarazo, ¿voy a tenerlas siempre?
Las várices que aparecen en la vulva siempre desaparecen después de haber dado a luz. Sin embargo, las várices en las piernas nunca desaparecen por completo sin tratamiento. Continúa usando medias elásticas después que nazca tu bebé para ayudar a restaurar la apariencia de las venas. Si las várices durante el embarazo permanecen y te molestan, puedes hacerte tratar por un especialista vascular. Lo mejor es esperar a tener todos tus bebés, porque las varices pueden reaparecer con cada embarazo.
Follow us!
X
Al utilizar el sitio web de Nutricia Club, acepta el uso de cookies. Puede encontrar más información en nuestra declaración de privacidad. Acepto