¿Por qué la leche materna es lo mejor para tu bebé? Conoce sus beneficios

¿Por qué es mejor la leche materna?
La leche materna es el único alimento diseñado especialmente para tu bebé y contiene todo lo que tu bebé necesitará. Se compone de un conjunto complejo de compuestos que se han investigado durante muchos años. Contiene la combinación perfecta de los hidratos de carbono, grasas, proteínas, vitaminas, minerales y otras sustancias necesarias para el sano desarrollo de tu bebé, aunque todavía hay mucho que aprender. La leche materna tiene muchos anticuerpos que ayudan a aumentar la capacidad de tu bebé para combatir las infecciones que hayas tenido en el pasado. La leche materna también es única para cada mamá y está totalmente adaptada a su bebé.

La primera leche materna
El calostro, la leche de color amarillento que tu cuerpo produce cuando nace el bebé, está lleno de anticuerpos que luchan contra los gérmenes. Es muy concentrado, por lo que tu bebé sólo necesita un poco en cada toma, lo que puede ser bastante frecuente. Estos primeros alimentos ricos en calorías y anticuerpos recubren el revestimiento del intestino de tu bebé para ayudarle a protegerlo de los gérmenes y reducir el riesgo de desarrollar alergias en una fecha posterior.

A medida que la lactancia materna continúa, la leche materna sigue conteniendo anticuerpos. Además, a medida que entres en contacto con nuevas infecciones, tendrás nuevos anticuerpos en tu leche materna, lo que dará a tu bebé automáticamente una cierta inmunidad hacia ellos. Debido a que tu leche materna varía en sabor según lo que has comido, tu bebé puede ser más propenso a aceptar una mayor variedad de sabores a la hora del destete.

¿Qué es la leche materna?
La leche materna contiene proteínas de suero de leche y caseína, hidratos de carbono en forma de lactosa, grasas, incluyendo LCP (Ácidos Grasos Polinsaturados), vitaminas y minerales. Debido a nuestra extensa investigación en la leche materna, hemos descubierto mucho acerca de los beneficios funcionales de sus nutrientes esenciales, como los LCP, nucleótidos y oligosacáridos prebióticos, los cuales juegan un papel importante en los primeros meses de vida de tu bebé, contribuyendo a su bienestar general y desarrollo saludable:
 
  • Los LCP (ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga): Importantes para el desarrollo del cerebro de tu bebé. Dos LCP particularmente importantes (AA y DHA) se encuentran en la leche materna. Consumir más LCP durante el embarazo y durante la lactancia puede ser beneficioso para el desarrollo de tu bebé. Las principales fuentes de LCP en tu dieta son el pescado, los huevos y la carne. Los LCP también se elaboran en el cuerpo a partir de los ácidos grasos esenciales que se encuentran en las hortalizas de hoja verde, frutos secos, aceites vegetales y semillas.
  • Anticuerpos: La leche materna contiene una enorme cantidad de anticuerpos que ayudan a apoyar el sistema inmunológico de tu bebé.
  • La variación en la grasa: La cantidad de grasa en la leche materna varía durante cada toma individual, así como de toma en toma durante el día. Esto se puede detectar a través de la consistencia de tu leche, que a veces parece más diluida y aguada y se vuelve más espesa y cremosa cuando aumenta el contenido de grasa.
  • Nucleótidos: Son los componentes básicos para todas las células del cuerpo, incluyendo el sistema inmunológico. Apoyan la actividad de ciertas células del sistema inmunológico, ayudando a protegernos contra la infección.
  • Oligosacáridos prebióticos (prebióticos): Ayudan a mantener la flora intestinal sana mediante el aumento de los niveles de bacterias beneficiosas y disminuyendo los niveles de bacterias potencialmente dañinas. Alimentar a tu bebé con una dosis diaria de prebióticos en la leche materna puede ser bueno para su digestión y ayuda a mantener su sistema inmunológico.
Follow us!
X
Al utilizar el sitio web de Nutricia Club, acepta el uso de cookies. Puede encontrar más información en nuestra declaración de privacidad. Acepto